Buscar
Usuario

Noticias

Tres mujeres acaban en el hospital tras enzarzarse en una pelea en los probadores de Zara

La pelea comenzó porque una clienta trató de entra a los probadores con más prendas de las permitidas.

Tres mujeres acaban en el hospital tras enzarzarse en una pelea en los probadores de Zara

Nunca ir de compras resultó tan peligroso. La "nueva normalidad" a causa de la pandemia del coronavirus ha probocado que las tiendas implanten una serie de medidas de seguridad para minimizar los riesgos. Más allá del uso obligatorio de la mascarilla y el poner gel hidroalcohólico en la entradas, también se controlan las prendas que cogen los clientes y las clientas.

Debido a estas nuevas normas, en un Zara de Pontevedra se ha armado la marimorena cuando una clienta pretendía entrar en los probadores con más prendas de las permitidas. La mujer, según relata La Voz de Galicia, quiso probarse seis prendas cuando solo es posible entrar en el probador con cuatro. Cuando la dependienta le indicó que no era posible, se desató la ira.

La clienta, de 30 años, reaccionó lanzando la ropa a la cara de la empleada. Otra clienta de 55 años que se encontraba en los probadores, al ver la agresiva reacción de la mujer, le recriminó su actitud. Pero esto no hizo sino agravar la situación y la primera le propinó un tortazo tirándola al suelo, donde le dio varias patadas por el cuerpo. Y como no hay dos sin tres, otra clienta de 61 años intentó mediar en la situación para calmar los ánimos per de igual modo acabó en el suelo y con varios golpes

Una clienta quiso entrar con más prendas de las permitidas en los probadores y se desató la pelea "Una clienta quiso entrar con más prendas de las permitidas en los probadores y se desató la pelea"

La policía tiene que intervenir

La policía local tuvo que desplazarse hasta el Zara. La agresora, entonces, justificó su actuación alegando que la habían insultado. Concretamente, señalaba que le habían dicho que era "un animal" y que por eso reaccionó así. Sin embargo, la versión de las dos mujeres agredidas, de algunos testigos más y de la dependienta apuntaban a que ella la emprendió a golpes tras ser advertida de que no podía entrar en el probador con tantas prendas.

Tal fue la magnitud de las peleas que las tres mujeres precisaron de atención sanitaria. Una ambulacia acudió a la tienda para darles los primeros auxilios y después fueron trasladadas a las urgencias del hospital de Montecelo, donde fueron atendidas. Las dos agredidas presentaban golpes mientras que la agresora se quejaba de una lesión en el dedo que, según aseguró, se lo habían provocado golpeándola con un bolso.

Artículos recomendados

Comentarios