Buscar
Usuario

Política

¿Qué ha implicado realmente la moción de censura? ¿Quién sale fortalecido y debilitado?

La moción de censura de VOX implica una larga lista de consecuencias para la política de nuestro país.

¿Qué ha implicado realmente la moción de censura? ¿Quién sale fortalecido y debilitado?

La moción de censura presentada por VOX finalmente solo ha contado con los votos a favor de la formación de Santiago Abascal: 52 'síes' frente a 298 'noes'. La quinta moción de la democracia se ha convertido, también, en la que menos apoyos ha obtenido. La anterior, presentada por Pedro Sánchez, que VOX simulaba desalojar hoy, desbancó a un presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. Ironías de la vida.

Sin duda, la propuesta de Santiago Abascal tiene muchas lecturas. Entre ellas, la fotografía que ha copado las redes sociales, con Abascal saliendo del marco y Sánchez riéndose en el fondo. Quién sabe si es lo que hoy se ha vivido en el Congreso de los Diputados. Toda la cúpula de VOX se veía aprovechando dos días de foco mediático para liderar el frente contra Sánchez y dispararse en las encuestas como líder de la oposición. Pero con el paso de las horas, alguno ha empezado a pensar que, quizás, se deberían haber quedado en casa.

El líder de VOX creía que tenía al PP amarrado, temeroso de poner en peligro sus gobiernos regionales por elevar un poco el tono y sabiendo que había llegado a donde había llegado con un discurso en el que renegaba de tono 'hombre de negro' de Rajoy.

Casado no se ha andado con medias tintas. Le ha restregado a Abascal su currículum en el PP, donde ha realizado su vida laboral, como si Casado no debiera al PP todo su sueldo, incluido máster en Havard-Aravaca. Ha apelado al europeísmo y al conservadurismo de Merkel frente a la ultraderecha de Víktor Orban. Le ha recordado que los valores son los valores, y que ellos no implican juzgar a la gente por su origen, color de piel, orientación sexual o religión.

Casado ha vendido su discurso como una liberación, como aquella charla que sirve de punto de inflexión con una relación tóxica de la que uno quiere despegarse. Nadie sabe si lo hará o si le durará unas cuantas semanas, ambos parecen el dúo Pimpinela y Casado suele ser bastante veleta en determinadas determinaciones, pero la intención se veía. Hasta Iglesias ha celebrado su discurso tan apegado al "conservadurismo" tradicional europeísta.

Dejando de lado todos estos matices. ¿Qué ha implicado esta moción de censura? Vamos a analizar algunos puntos.

1 Un cordón sanitario efectivo frente a la ultraderecha

El Congreso ha escenificado el verdadero gran cordón sanitario frente a la ultraderecha "El Congreso ha escenificado el verdadero gran cordón sanitario frente a la ultraderecha"

Se ha dado en algún caso puntual, como en el reparto de los escaños o en las presidencias de algunas comisiones, pero después de dos años desde que surgió la VOX, España ha vivido el primer verdadero cordón sanitario frente a la ultraderecha.

Aunque sea por imperativo de la dirección de su partido, porque así ha sido, desde Cayetana Álvarez de Toledo hasta EH Bildu han votado en contra de la moción de VOX, lo que implica que una formación que blanquea manifestaciones de corte neonazi queda aislada en el Parlamento.

Como bien ha intentado explicar el PP durante los últimos días, a pesar de que no ha revelado su sentido del voto hasta ahora, su negativa a VOX no viene por un apoyo a Sánchez, sino como un rechazo al proyecto a Abascal. 298 parlamentarios en contra frente a 52 a favor.

2 Un PP fuerte y un Pablo Casado quizás presidenciable

El PP podía haber jugado dos papeletas: hacer seguidismo de VOX bajo el miedo de verse ensombrecido por el papel protagonista de Abascal o, por el contrario, jugar un papel más propio de la democracia cristiana, central, alejado de la extrema derecha.

Quizás, a Pablo Casado le vino bien la reunión que tuvo en los días previos con la presidenta de la Comisión Europa, Ursula Von der Leyen, perteneciente al círculo estrecho de Angela Merkel.

Pablo Casado ha jugado al rol de "matar al padre" que en este caso debería realmente ser "matar al hijo" por el tema de las siglas, aunque por edades no concuerde. Su despegue de VOX puede traerle muchos beneficios poque, aunque su 'amigo' crezca, él tiene aún muchas más posibilidades de crecer por el centro.

No solo ha hecho un discurso más centrado, también ha intentado hacer algún guiño a algún colectivo algo que el PP dejaba de realizar desde, al menos, que llegó él a la presidencia de su partido. Habrá que esperar para ver cómo le funciona. Su militancia no le perdonaría más batacazos electorales, pero tampoco tiene muchos cuadros capaces de hacerle sombra en estos momentos, sino queremos mirar ni a Moreno ni a Almeida ni a Feijóo.

3 VOX ocupando un papel propio de una IU de derechas

Casado parece haberse contagiado del espíritu de la CDU alemana de Merkel y su gran valedora en las instituciones europeas, Ursula von der Leyen "Casado parece haberse contagiado del espíritu de la CDU alemana de Merkel y su gran valedora en las instituciones europeas, Ursula von der Leyen"

VOX venía a comerse el cielo y se ha comido el suelo. Sería una metáfora de lo que ha vivido la formación de Santiago Abascal, que ha pecado de demasiada confianza, sobre todo porque nadie comprende cómo se había preparado tan poco las réplicas a sus contrincantes.

El líder del partido de ultraderecha ha soltado sus diatribas y ha presentado a su candidato para la Generalitat, ha conseguido el altavoz mediático que ansiaba. Eso es un logro si quiere continuar con mayor representación. Pero... ¿y las propuestas?

VOX no ha realizado ninguna propuesta seria. No se espera que un partido de corte populista ultraconservador vaya a sacar a un burócrata con calculadora y pizarra, pero teniendo economistas y abogados del estado entre sus filas, se podría haber elaborado algo mucho mejor de lo que se ha presentado. Dos días con toda la atención sobre Abascal para oír lo mismo de siempre: ETA, separatistas, España... Para eso, no hacía falta una moción de censura. 

4 Cs puede verse debilitado por el papel de Pablo Casado

Inés Arrimadas se ha visto fortalecida por el carácter pactista que ha adoptado durante la crisis, votando a favor del estado de alarma y dejando la crisis sanitaria fuera de la refriega política.

El papel de Casado, líder de un partido con un suelo electoral mucho más amplio y unas siglas mucho más consolidadas en la derecha (con un voto mucho más fiel) puede dañar las perspectivas electorales de Inés Arrimadas.

Tiempo al tiempo nuevamente. Todo dependerá de cómo avance el papel del PP a partir de ahora. Si algo parece claro es que, si el PP ataca a Cs por esta vía, los naranjas se pueden ver engullidos por el partido que querían 'sorpassar' en la manida foto de Colón.

5 Un Gobierno fortalecido

Los Gobiernos de coalición no son fáciles y menos en la España del último período democrático, acostumbrada a las mayorías absolutas. La pandemia ha generado algunos roces, especialmente con los desplantes del sector de Podemos al rey, los escándalos del caso Dina y los roces en materia de renovación del CGPJ.

La moción de VOX no ha hecho más que unir al Gobierno. Ahora no hay temas menores que desgastan a la coalición, sino un enemigo político común que une a la hora de combatir en el Parlamento.

6 Un bloque de investidura unificado

Si un Gobierno de coalición cuesta, imaginen una mayoría parlamentaria sustentada en una amalgama de partidos de la izquierda constitucionalista como el propio PSOE, Más País, también Podemos; conservadores nacionalistas como PNV; conservadores independentistas como JXCAT; conservadores regionalistas como PNC; progresistas nacionalistas como ERC, BNG o EH Bildu; progresistas regionalistas como Compromís o Teruel Existe....

Unir a una sopa de siglas bajo el mismo paraguas no es fácil y para ello hay que reconocer una gran altura de miras. En este sentido, la moción de VOX ha sido un gran regalo. Gracias a ella, Jaume Asens (En Comú) se ha trabajado durante la última semana un documento que han firmado PSOE, Podemos, ERC, Junts, Bildu y otras formaciones en un "manifiesto en favor de la democracia" donde piden "combatir discursos racistas, xenófobos, machistas de la extrema derecha y derecha extrema que ponen en peligro la convivencia".

La pregunta en este sentido es muy sencilla. ¿Alguien se imagina un manifiesto así con Rajoy o Soraya al frente? ¿Creen que generarían tanta unión en la izquierda? Sin duda, la moción de VOX y el discurso duro ha sido todo un regalo para el Gobierno y el bloque de la moción de censura... pero la de Pedro Sánchez a Rajoy.

Artículos recomendados

Comentarios