Buscar
Usuario

Tecnología

Instagram mantiene cuentas pro anorexia y bulimia pese a las denuncias

Un usuario cuenta cómo ha intentado denunciar varias cuentas de Instagram con fuertes imágenes de autolesiones, pero Instagram las mantiene abiertas.

Es bien conocida la facilidad con la que Instagram te puede cerrar la cuenta si subes fotografías con contenido "indebido". Principalmente, el gran enemigo de la red social son los pezones (femeninos), que las usuarias han tenido que empezar a tapar con sus manos, con adornos o ya directamente con el difuminador del Photoshop.

Sin embargo, y partiendo de la base de que los pezones no pueden hacer nada de daño si es contenido publicado voluntariamente, un usuario ha querido poner a prueba hasta qué punto Instagram quiere proteger a sus usuarios. Tras repasar algunas noticias en las que se narra que Instagram había cerrado las cuentas de diversas mujeres por mostrar partes del cuerpo femeninas (las estrías, el embarazo, la menstruación, etc., están vetadas), ha visto si haría lo mismo con contenidos que promueven los trastornos alimentarios.

Desde hace años se nos ha alertado de que existen páginas web que ayudan a muchos chicos y chicas, sobre todo éstas, a poner en marcha conductas autolesivas. Lo hacen tanto animando a perder peso en niveles extremos y con métodos poco saludables, hasta provocando daños autoinflingidos como cortes con cuchillas. Este tipo de autolesiones son comunes en personas con trastornos como la anorexia y la bulimia, como método de castigo al cuerpo.

Ahora, las mismas redes sociales se han convertido en espacios donde continuar accediendo a contenido de este tipo, donde personas con trastornos alimentarios hablan de ellos como un modo de vida, y no como trastornos, y compartiendo sus "logros" en el camino a una muerte que no esperan.

El usuario comenta con ironía la facilidad con la que se puede acceder desde el buscador de Instagram a cuentas con nombres como "Ana y Mia", los nombres con los que las afectadas hablan de la Anorexia (Ana) y la Bulimia (Mia). Más allá de estos eufemismos, poner el nombre de anorexia en el buscador le llevó a cuentas como 'From Anorexia to Life' o 'gordas_anorexicas', y muchos más. En ellas, se muestran maneras de perder peso, se van mostrando los cambios, cuerpos delgados, frases pro-anorexia y bulimia, lesiones con cuchillas, se habla de muerte y suicidio, etc.

Una denuncia que no ha dado resultado

Ana y Mia, las dos "Ana y Mia, las dos "amigas" que te llevan a la muerte"

Ante estos contenidos, el usuario ha probado a enviar reportes a Instagram indicando, entre las opciones que permite la red social para argumentar el motivo de una denuncia, que muestran fotos de autolesiones. Para su sorpresa, de las 10 cuentas que denunció, Instagram no cerró ninguna y le envió varios mensajes indicando que no infringen las Normas Comunitarias de la red. Sin embargo, al ver que él hacía búsquedas de contenidos que estaban relacionados con conductas que provocan daños y podían llevar a la muerte, le ofrecían la posibilidad de buscar ayuda. Sin duda, un desajuste entre algoritmos y normativas que, por el momento, están permitiendo que se mantengan abiertos contenidos peligrosos para muchas chicas jóvenes.

Las asociaciones por la lucha contra los trastornos alimentarios llevan años denunciando públicamente el acceso que hay en internet a este tipo de información e imágenes que promueven la anorexia y la bulimia como opciones de vida, dando herramientas para dañar más el cuerpo y la mente de las personas afectadas. Sin embargo, se precisa aún de un respaldo legal que prohíba este tipo de contenidos y, por el momento, no es ilegal.

Artículos recomendados

Comentarios