Buscar
Usuario

Noticias

Una familia propina una brutal paliza homófoba a su hijo de 18 años en Murcia

"Él me dijo que los maricones no le gustan, ella está todos los días con que soy maricón. Me empezaron a pegar, me tiraron en la calle sin nada", denuncia.

Una familia propina una brutal paliza homófoba a su hijo de 18 años en Murcia Una familia propina una brutal paliza homófoba a su hijo de 18 años en Murcia

Foto: Redes

Raúl Gómez, un joven de 18 años, ha denunciado la pesadilla que ha vivido en plena calle en Murcia. Las heridas que sufre por todo el cuerpo muestran el horror vivido por parte de su propia familia, incluidos su madre y su padrastro. El joven terminó con la boca ensangrentada y hematomas por todo el cuerpo.

La víctima denuncia que su propia familia le agredió y lanzó todo tipo de insultos "porque soy homosexual", como ha declarado al programa 'Buenos Días Madrid' de Telemadrid. Y afirma sobre su padrastro: "Él me dijo que los maricones no le gustaban. Mi madre se quedó callada y no dijo nada, ella está todos los días con que soy maricón. Me empezaron a pegar, me tiraron en la calle sin nada", denuncia.

El joven ha denunciado a su madre y a su padrastro por agresiones físicas y verbales. El juez ya ha llamado a declarar al joven y las primeras diligencias se producirán en los próximos días. La alcaldesa de la localidad en la que se han producido los hechos asegura que el asunto está en manos de los Servicios Sociales, como ha declarado a Onda Regional de Murcia.

Amenazas de muerte y expulsión de la vivienda: además denuncia que la familia de su madre le amenaza para que retire las denuncias

El joven asegura que ambos le insultan por el hecho de ser homosexual y que el padrastro le ha amenazado de muerte y le han echado de casa. "Cuando se lo dije, empezaron las agresiones", relata a Telemadrid.

El joven cree que, en estos momentos, no hay posibilidad de dialogar con ellos y señala que "no pensaba que mi madre podía reaccionar así". Además, cree que está muy influenciada por la persona con la que está en estos momentos.

"Yo pido que se haga justicia y que sean sancionados. Me han dejado sin ropa, sin nada y encima los golpes que me he llevado, no tienen perdón", denuncia. El joven ha recibido las mismas amenazas y agresiones por parte de la familia de su madre, sus tíos, en un intento de presionarle para que retire las denuncias.

Ahora vive en casa de su abuela, la única persona de la familia que le defiende, de las agresiones y humillaciones que está viviendo por la homofobia que reina en su familia. "Ella dice que siga hacia adelante, que es injusto", señala Raúl.

Artículos recomendados

Comentarios