Enviar tu esperma por correo y guardarlo: el nuevo y millonario negocio

Enviar tu esperma por correo y guardarlo: el nuevo y millonario negocio

Las empresas pioneras en este servicio contemplan la posibilidad de atraer a hombres que en un futuro quieran convertirse en padres.

"La sociedad no tiene ni idea de fertilidad". Estas son las directas palabras de Tom Smith, cofundador y director ejecutivo de una nueva empresa, Dadi, que trata de encontrar un prometedor negocio en el mundo de la fertilidad masculina a través de la donación de esperma. Lo cierto es que normalmente el término se asocia al género femenino y, desde las bases de su creación, apuestan por redescubrir este mundo y hacer partícipe de él a los hombres.

Frente a lo que podría ser un tema tabú para la sociedad, es ahora tema de debate público. No se trata de ningún método de reproducción alterno, tampoco de fecundación in vitro o reproducción asistida. Empresas como Dadi o Legacy apuestan por implantar la revolución e innovación tecnológica en este campo. Se encargan de almacenar el esperma masculino eliminando el tradicional sistema de intermediarios que hasta ahora existía en este negocio, pues el cliente puede encontrar en contacto directo con la empresa que ofrece este tipo de servicio, de la misma manera que hace Uber. Ambas han suscitado ya el interés de muchos inversores, además han obtenido su financiación directa, lo que por ahora perpetúa su éxito en el mercado. 

El objetivo de estas compañías no es otro que dar a conocer al sector masculino un tema del que siempre ha huido. Las dos compañias captan al cliente ofreciéndole un kit de recolección de esperma, con una imagen llamativa a la vez que cuidada. Lo mandan por correo convencional, del mismo modo que operan empresas como MyHeritage, la cual trabaja con nuestro ADN para averiguar de dónde provenimos y cuáles son nuestros antepasados. No hay clínicas médicas intermediarias o agencias dedicadas a tratar o enviar nuestra información sensible. 

Las cámaras de almacenamiento criogénico conservan el esperma en Dadi durante un máximo de seis años "Las cámaras de almacenamiento criogénico conservan el esperma en Dadi durante un máximo de seis años"

¿Cómo funciona?

Si el cliente decide apostar por este servicio, solo ha de enviar el frasco que la empresa facilita en el kit con su esperma. Posteriormente lo recibirán los laboratorios con los que ambas firmas trabajan, dejando a los profesionales que hagan el resto. Ellos evaluarán si tus células reproductoras son de calidad y te enviarán un informe con los resultados, donde indicarán el grado de fertilidad que tienes. El coste total del pack y el análisis en laboratorio en Dadi es de 198 dólares (178 euros, aproximadamente). Dentro de este precio, se deduce el kit, por un precio de 99 dólares, y el almacenaje anual, que corresponde a otros 99 dólares. 

Si el rendimiento de tus espermatozoides entra dentro de sus parámetros y estándares, te ofrecerán la posibilidad de almacenarlos en caso de que en un futuro te picara el gusanillo por ser padre. Asimismo, la genética dicta que la calidad del esperma masculino empeora con el paso de los años, de la misma manera que ocurre con la fertilidad en las mujeres. Eso sí, dentro de un tiempo prudencial, porque podrás almacenar tus células durante un tiempo máximo de seis años

Smith explica que "los hombres también tienen un reloj biológico", donde "a partir de los 20 años en adelante, el número de espermatozoides disminuye drásticamente y aumenta el número de mutaciones que se pueden transmitir al posible hijo". Este argumento viene respaldado estríctamente por estadísticas que lo confirman. 

El kit de recolección de esperma de Dadi ya está al alcance del público por un precio de 198 dólares "El kit de recolección de esperma de Dadi ya está al alcance del público por un precio de 198 dólares"

El coste en Legacy es ligeramente superior. La empresa pide 350 dólares por el mismo servicio. Sin embargo, te ofrecerán recomendaciones para llevar un estilo de vida saludable y cuidar la calidad de tus espermatozoides, por un precio de 20 dólares al mes (18 euros), que también incluye el respectivo almacenaje criogénico.

Estados Unidos, uno de los países pioneros en este tipo de avances, publicó un estudio en el que averiguaron que una de cada seis parejas tienen problemas a la hora de intentar concebir un descendiente de manera natural tras un año de numerosos intentos sin éxito. Lo destacable del dato, es que en uno de cada tres casos es por culpa del hombre y sus espermatozoides. El punto de vista es diferente, pues la mujer solía recibir esta acusación de manera generalizada.

Comentarios