Buscar
Usuario

Noticias

Una empresa ferroviaria de Japón pide perdón porque un tren salió 20 segundos antes

El conductor del convoy consideró oportuno disculparse siguiendo el protocolo establecido por la empresa.

Las costumbres de los ciudadanos de Japón distan mucho de los países occidentales y en multitud de ocasiones llegan noticias que sorprenden a la mayoría de los seres humanos que se encuentran en el otro lado del mundo. El exceso de trabajo por placer o el sistema educativo basado en el trabajo en equipo, el esfuerzo, la competitividad, la alta competencia laboral de los profesores y la unificación del plan de estudios en todo el territorio son algunos de los aspectos que diferencian a Occidente de los japoneses.

La sociedad recibe una educación más estricta que otros países y las normas son tomadas con mayor seriedad por sus ciudadanos. Tan en serio que una empresa privada de transportes de Tokio se ha disculpado ante los usuarios porque uno de los trenes tuvo el pequeño "desliz" de haber salido nada más y nada menos que veinte segundos antes de su hora, según informa The Guardian.

Un error del conductor

Una empresa de transportes se disculpó porque uno de sus trenes salió veinte segundos antes "Una empresa de transportes se disculpó porque uno de sus trenes salió veinte segundos antes"

A diferencia de España, donde casi todos los medios de transporte van y vienen a deshora sin importarles los compromisos que tengan los viajeros, el país nipón parece que se toma en serio la vida diaria de sus conciudadanos. La compañía Metropolitan Intercity Railway ha lanzado un comunicado en el que se disculpaba por el adelanto del conductor del tren. Según ha informado, el chófer no había revisado correctamente los horarios del tren, algo que le hizo salir veinte segundos antes de tiempo.

Los pasarejos del Expreso Tsukuba tenían que haber salido a las 9:44:40 horas pero tras el fallo del conductor al revisar la tabla de horarios, el convoy despegó de la estación a las 9:44:20 horas, lo que podría haber provocado que los pasarejos que llegaron justo los veinte segundos posteriores, no pudieran montarse en el tren.

Pese a que en la mayoría de los países este tipo de errores apenas tenga mayor repercusión y se trate de algo sin importancia, el conductor del ferrocarril que salía desde la estación Minami Nagareyama, al norte de Tokio, consideró oportuno que sus viajeros se merecían una disculpa por la confusión y las posibles molestias que se pudieron ocasionar.

El conductor consideró que los viajeros merecían una explicación y una disculpa "El conductor consideró que los viajeros merecían una explicación y una disculpa"

"Nos disculpamos profundamente por los graves inconvenientes sufridos nuestros clientes", se justificó en un comunicado recogido por el citado diario la Metropolitan Intercity Railway Company. Esta empresa ha tratado el hecho como algo grave y es por ello que debían ofrecer explicasiones a sus clientes, según declaran.

El hecho no deja de ser algo llamativo si se compara con lo que ocurre a diario en otros países, donde la norma habitual es que los medios de transporte públicos y privados lleguen tarde a su destino, ya sean 10, 15, 20 segundos o 3, 4 y hasta más de 10 minutos. Sin embargo, lejos de ser algo rídiculo, para esta compañía que ha cumplido estrictamente con sus normas y sus protocolos al disculparse, la satisfacción de los clientes es lo primero.

Este hecho podría abrir un interesante debate en España: ¿deben las compañías de transporte tomarse estrictamente "en serio" a sus clientes?

Artículos recomendados

Comentarios