Las 10 peores películas de la saga Bond

Las 10 peores películas de la saga Bond

Todos hablan de las mejores películas y del mejor James Bond, pero... ¿qué es lo peor de la saga?

Cine El Lunny El Lunny 06 Noviembre 2015 12:56

Trajes impecables, localizaciones de ensueño, persecuciones endiabladas, tensión permanente, lujo a cholón, licencia para matar, villanos malérrimos, hembras de infarto bien memas que le hagan la comparsa... todo eso y mucho más es James Bond, la única saga cinematográfica que sigue en activo 51 años después de que Ursula Andress emergiese del agua en '007 contra el Dr. No'.

Con motivo del estreno de hoy de 'Spectre', no puedo evitar echar la vista atrás para rememorar las diez peores películas de la saga. Batallas espaciales, guiones absurdos, interpretaciones loquísimas... todos conocemos las buenas películas de la saga, pero vamos a sacar del vertedero aquellas que dan vergüencita ajena (y no, no me refiero a nombres de chica Bond tan épicos como Pussy Galore, que podríamos traducir como "Coños a porrillo"). Aun así, ¿qué sería de la historia del cine sin James Bond? Algo muchísimo más aburrido, sin duda.

10 'Alta tensión' (1987)

La primera película de Timothy Dalton como James Bond llegaba con la intención de desmarcarse del estilo paródico que caracterizó las últimas interpretaciones de Roger Moore. La intención era buena, pero el guion no lo era tanto: irregular, con escenas de acción insulsas y unos villanos y una chica sin carisma. Pero tranquilos, que lo peor está por llegar.

9 'Diamantes para la eternidad' (1971)

Tras el paréntesis de George Lazenby en 'Al servicio secreto de su majestad', Sean Connery y su peluquín volvieron a ponerse el traje para interpretar a James Bond una última vez (al menos en las películas canónicas de la saga). Y su regreso no pudo ser peor: 'Diamantes para la eternidad' es, de lejos, la peor película del que aún es el mejor Bond que ha habido.

8 'Quantum of Solace' (2008)

'Casino Royale' supuso una bocanada de aire fresco después de los tres despropósitos seguidos que nos había brindado la etapa de Pierce Brosnan, pero la alegría duró poco: 'Quantum of Solace' -'Cuánto sol hace' para los amigos- se parece más a 'The Fast and The Furious' que a una película de Bond, y ni siquiera intentando homenajear a 'Goldfinger'(la mejor película de la saga) mejora el resultado final. Suerte que luego llegaría 'Skyfall'.

7 'Octopussy' (1983)

Cuando llegó 'Octopussy', Roger Moore ya había convertido a James Bond en algo más parecido a Mortadelo que al agente 007. Y aunque esta no es la peor película del actor británico, sí que es una de las más locas: el robo de unos huevos de Fabergé es el desencadenante de esta historia en la que podemos ver a Moore vestido de payaso o emulando a Tarzán para escapar del ejército de mujeres que capitanea la villana con uno de los nombres más delirantes de la historia: Octopussy. La obsesión de la saga con los pussies es, como veis, constante.

6 'El mañana nunca muere' (1997)

Pierce Brosnan había empezado muy bien con 'Goldeneye'después de las dos películas fallidas de Timothy Dalton que hicieron a muchos temer por la continuidad de la saga. Pero a 'Goldeneye'le sucedió 'El mañana nunca muere', una odisea en la que un magnate de los medios de comunicación pretendía provocar una guerra entre el Reino Unido y China. Uno de los mayores intereses de la película es ver cómo tenía la cara Teri Hatcher antes de convertirse en Susan Mayer.

5 'Muere otro día' (2002)

Llegamos al top 5 con la última película de la era Brosnan. No contentos con tener también la peor canción de la historia de la saga ("Sigmund Freud, analyze this", cantaba la increíble abuela elástica), también parieron una película en la que lo más interesante era el homenaje de Halle Berry a Ursula Andress emergiendo de las playas gaditanas.

4 'Licencia para matar' (1989)

A pesar de que la idea del Bond vengativo y despiadado tiene su aquel, 'Licencia para matar' fue una ruptura demasiado grande para lo que era 007 en la época, que aún arrastraba el lastre de la etapa chiripitifláutica de Roger Moore. Timothy Dalton podría haber sido un buen Bond, pero llegó en el momento equivocado. Una pena.

3 'El mundo nunca es suficiente' (1999)

¿Qué se puede esperar de una película que tiene como chica Bond a Denise Richards? ¿Y, encima, interpretando a una físico nuclear? Aunque en la secuencia anterior a los créditos Pierce Brosnan lo da todo por las calles de Bilbao (algo que en España nos hace mucha gracia), el resto no hay por dónde cogerlo.

2 'Panorama para matar' (1985)

57 años tenía Roger Moore cuando interpretó por última vez a James Bond. Y 57 años en 1985 no eran lo mismo que en 2015. A pesar de contar con dos grandes villanos, encarnados por Christopher Walken y Grace Jones, y de tener una de las mejores canciones de toda la saga, 'Panorama para matar' es un cuadro. El tinte de pelo de Roger Moore combinado con unas secuencias de acción vergonzosas en las que se ve a la legua que todo lo está haciendo su doble solo son superadas por el momento típico de coqueteo con Moneypenny: con 58 años ella y 57 años él, parece más un anuncio de Corega. Y, para más inri, la chica Bond de turno bien podría haber sido su nieta. Para olvidar.

1 'Moonraker' (1979)

Siento ser tan duro con Roger Moore, pero es que su etapa está tan llena de despropósitos que se podrían llenar páginas y páginas. De James Bond hay películas buenas, reguleras y malas. Pero más allá de todo eso se encuentra 'Moonraker', una epopeya espacial loquísima surgida a rebufo del éxito de 'Star Wars'. Diez años después de haber pisado la luna, todo lo relacionado con el espacio estaba muy de moda, por lo que alguna mente preclara pensó en su momento: "oye, ¿y si mandamos a James Bond al espacio?". Dicho y hecho. A pesar de ser más mala que un yogur de chorizo, consiguió ser la cinta más taquillera de toda la saga Bond hasta que llegó 'Goldeneye' en 1995. 

3 Comentarios

  • Más recientes
  • Mejor valorados