Buscar
Usuario

Vida

El caso de Loueila Mint El Mamy: 23 años en España pero el Estado no la considera "totalmente integrada"

La abogada ha denunciado el rechazo de la Administración a concederle la nacionalidad española a pesar de llevar 23 años viviendo en España.

El caso de Loueila Mint El Mamy: 23 años en España pero el Estado no la considera "totalmente integrada" El caso de Loueila Mint El Mamy: 23 años en España pero el Estado no la considera "totalmente integrada"

Foto: YouTube SocialGobCan

Loueila Mint El Mamy es abogada, tiene 31 años, de origen saharaui y vive en Canarias desde los 9 años. Actualmente trabaja con personas migrantes que llegan por vía marítima a Canarias. Su historia persona se ha viralizado después de que denunciase el rechazo por parte de las Administraciones a concederle la nacionalidad española por "falta de integración" a pesar de llevar 23 años viviendo en España .

"Que dice la abogacía del Estado que no me conceden la nacionalidad española porque no estoy suficientemente integrada en la sociedad española. ¿Encabezar mi demanda como letrada no es suficiente integración? 21 años en España, pagando impuestos, siendo abogada, y sigo luchando" ha comentado en su cuenta de Twitter, corrigiéndose a continuación pues en realidad son 23 años lo que lleva en el país."Me equivoqué, todavía me creo que tengo 29, le regalo dos años de residencia legal al Ministerio de Justicia, así de generosa soy", bromea.

Louelia solicitó la nacionalidad española por haber estado más de diez años viviendo en España y desde entonces ha tenido que pasar por un sin fin de trabas administrativas. Loueila cuenta cómo su experiencia en este tipo de asuntos le llevó a saber que recurrir su propio caso ante la Administración sería la única opción de conseguir algo pero, aún así, nunca había recibido una respuesta de este tipo. "La respuesta es un copia y pega del abogado del Estado, que ni siquiera se toma el tiempo de leer qué estoy pidiendo con mi demanda", dice la abogada.

"Soy consciente de que hay un atasco muy grande. Ahora bien, tanto si es por pasividad de la Administración como si hay una intencionalidad para que no nos nacionalicemos los extranjeros, el resultado es el mismo: soy yo la que sale perjudicada", comenta Mint El Mamy.

"La gente se cree que es superfácil ser migrante"

Loueila estudió derecho en la Universidad de La Laguna, Tenerife, y posteriormente estudió el máster de acceso a la abogacía, gracias a eso ejerce en los tribunales canarios como abogada. Además, forma parte de la Comisión de Derechos Humanos del Colegio de Abogados de Tenerife y es miembro de la Asociación Profesional de Abogados Saharauis en España y de la Plataforma Canarias Libre de CIEs.

A pesar de todo esto, el Estado considera que la abogada no cumple los requisitos para obtener la nacionalidad española , ya que "no ha acreditado el suficiente grado de integración en la sociedad española, que es participar activamente en la sociedad española desarrollando una actividad social de convivencia".

Loueila muestra además sus quejas sobre la visión que se tiene en España sobre la inmigración: "La gente se cree que es superfácil ser migrante. Que vienes aquí, te dan las paguitas, te dan la nacionalidad, y no. No es fácil ser español. No es fácil regularizar tu situación".

Aun así, la abogada confía en que en algún momento pueda regularizarse su caso pero cuenta que lo ha denunciado en Twitter para dar la visibilidad que no tienen otros y quejarse sobre la lentitud en los procesos relacionados con los permisos de residencia y nacionalidad.

"Si me lo hacen a mí, que soy una privilegiada, que les escribo como letrada, que encabezo mi demanda, que tengo un carnet profesional del Consejo General de la Abogacía española, si me lo hacen a mí, que tengo herramientas, que presento estos recursos de manera gratuita, ¿qué dirán a otros?", denuncia Loueila Mint El Mamy.

Artículos recomendados

Comentarios