Shaun Walmsley: el 'granjero del cannabis' y asesino más buscado del mundo

Shaun Walmsley: el 'granjero del cannabis' y asesino más buscado del mundo

Shaun Walmsley, es calificado como el asesino fugado más buscado de Europa. Se ha escapado ya dos veces y es peligroso.

Shaun Walmsley. ¿Por qué hacéis un artículo sobre esta persona? Es normal que empecéis con esa pregunta pero al leer el titular sabréis que es un asesino fugado y uno de los más buscados de Europa.

Quién es y qué pasó

Shaun Walmsley es uno de los hombres más buscados a nivel internacional "Shaun Walmsley es uno de los hombres más buscados a nivel internacional"

Shaun Walmsley es un hombre británico de 31 años, mide más de 1'80, tiene los ojos azules. Hasta aquí una descripción normal. El problema llega cuando sabemos que Shaun Walmsley es un traficante y productor de drogas. Todo ello se agrava tras asesinar a sangre fría y a propósito a Anthony Duffy

Shaun Walmsley, junto con la colaboración de otro hombre, apuñaló a su víctima 28 veces en una ataque premeditado y organizado. Shaun fue declarado culpable de asesinato y condenado a cadena perpetua. 

Pero... ¿Cuáles eran las razones?

La víctima, Anthony Duffy, era un traficante de drogas y tenía una granja de cannabis

Por lo que cuenta la Liverpool Crown Court, Duffy era un comerciante muy famoso de cannabis y cocaína. Su intención era hacer un robo de cosecha a Shaun Walmsley y Christopher Kenny ya que estos estaban presionando al primo de Duffy por una deuda de drogas.

Anthony Duffy confió en la persona equivocada para cometer el robo, un tal John Hore de 54 años. Su 'compañero' traicionó a su amigo e informó a Walmsley y a Kenny que tenía una red criminal inmensa. Por ello, acordaron atraer a Duffy para crear una emboscada. La decisión estaba tomada: Eliminarían a Duffy, por ser un traficante muy fuerte rival.

Hore, el que traicionó a Duffy, le dijo que fuese a recoger una carga de cannabis en el camino de Loop Line de Greenwich Road. Como parte del plan, se hicieron bolsas con recortes de césped a la escena. Otro acusado, Kirk Mello, proporcionó las armas homicidas: Un cuchillo grande y una pistola con silenciador

¿Dónde está?

Es una pregunta que no se puede contestar, de momento. Durante la sentencia, aprovechando una operación, Shaun Walmsley escapó del hospital con la ayuda de dos personas armadas y con mascaras.

Desde entonces, está huido y en paradero desconocido... uno de los asesinos fugados más buscados por la Interpol.

Comentarios