Buscar
Usuario

Política

La Policía denunciará a Espinar (Podemos) por criticar la muerte del mantero de Lavapiés

El portavoz de Podemos en el Senado calificó la muerte de un mantero en Lavapiés tras una persecución policial de "fracaso como democracia".

La muerte de un mantero en el barrio madrileño de Lavapiés tras un persecución policial ha provocado un duro enfrentamiento entre las autoridades y varios grupos antirracistas de la zona. Los hechos se dieron a conocer a través de Twitter, gracias a que varios vecinos y periodistas informaban al minuto de lo que sucedía. Fue precisamente por esta red social por donde el Portavoz de Unidos Podemos en el Senado, Ramón Espinar, conoció la muerte de Mmame Mbye, que calificó de "un fracaso como democracia".

También, a través de su cuenta de Twitter, escribió que "los derechos son para todos pero su tutela se tiene que ejercer, precisamente, sobre quienes lo necesitan". Escrito que no ha sentado nada bien a la Asociación de Policía Municipal de Madrid (APMU), ya que acaba de anunciar que tomará "medidas legales" contra Espinar "si hoy hay algún disturbio y herido por su culpa"

Murió por una parada cardiorespiratoria

El fallecido era un hombre senegalés que se dedicaba a la venta ambulante y según varios testigos murió mientras huía de la Policía. Fuentes policiales aseguran que el hombre, de 35 años, murió de una parada cardiorespiratoria. Por su parte la alcaldesa, Manuela Carmena, garantizó a través de su cuenta de Twitter que "investigarán lo sucedido" y actuarán "en consecuencia".  La muerte del hombre provocó un enfrentamiento entre la policía y varias personas que protestaban por lo ocurrido. Al menos 19 personas resultaron heridas de carácter leve: nueve ciudadanos y diez agentes. 

Los testigos afirmaron que la persecución comenzó en La Puerta del Sol. El fallecido se llamaba Mmame Mbaye, tenía 35 años y llegó a España desde Senegal hace 14 años. No tenía permiso de residencia y trataba de ganarse la vida vendiendo en la calle. 

Mmame Mbaye, mantero fallecido tras una persecución policial Foto Twitter manteroslateros "Mmame Mbaye, mantero fallecido tras una persecución policial Foto Twitter manteroslateros"

Los hechos ocurrieron entorno a las 17 horas en la calle Oso número 10 de Madrid y según las fuentes policiales, los agentes que patrullaban la zona se encontraron a Mmame Mbaye tirado en el suelo sin respiración. Hasta que llegó el Samur, la Policía Nacional trató de reanimar al hombre y una vez la ambulancia estuvo en el lugar continuaron con los masajes cardiopulmonares pero no consiguieron reanimarle. Al no tener permiso de residencia, el fallecido no llevaba documentación. Fue un compañero de Mmame el que comunicó a los agentes que se trataba de un hombre sin papeles que se dedicaba a la venta ambulante. 

Se desplomó en el barrio de Lavapiés

La versión que dan los testigos es que Mmame comenzó a ser perseguido por la Policía en moto a la altura de la Puerta del Sol hasta el barrio de Lavapiés. Cuentan queel hombre trató de llegar a su casa pero cayó desplomado justo en la puerta de esta. "Fue una redada muy bestia y fuerte en Sol, dando golpes a varios chicos. Uno de los chicos que nos lo cuentan recibió un golpe en la rodilla. Han detenido a dos y otro ha salido corriendo", explicó uno de los testigos a El Salto. Tras la muerte, varios manteros y miembros de colectivos antirracistas cortaron las calles para impedir que se llevasen el cuerpo del fallecido hasta que no se aclarase lo sucedido.

"Hemos llamado a la embajada de Senegal y el cónsul está llegando para comprobar con sus ojos por qué ha muerto nuestro compañero", explicó Cheikh Ndiaye, miembro de la Asociación de los Inmigrantes Senegaleses en España. Ante la concentración de los grupos antirracistas y personas racializadas, la Policía decidió cortar el acceso a la calle Oso número 10 desde la Calle Embajadores. Varios furgones policiales impedían el paso tanto de vehículos como de personas. 

A las 20:45, según cuentan los vecinos, varias personas que protestaban por la muerte de Mmame "empezaron a tirar las motos de la policía y algunos agentes han cargado". Más tarde, las personas que protestaban quemaron una moto y varios contenedores. Además cuentan que la Policía intentó dispersar a los concentrados y un hombre mayor fue golpeado por un agente. 

Sobre las diez de la noche, los disturbios se trasladaban al barrio de Lavapiés. Aquí los policías cargaron con pelotas de goma contra unas 200 personas que coreaban "Estado social y no policial", "Policía asesina" o "Fuera la policía de los barrios de Madrid". Además, según cuentan varios vecinos, estas destrozaron paradas de autobús, sucursales bancarias y quemaron contenedores. Según informa El País, varias personas forzaron una sucursal de La Caixa en la plaza de Lavapiés y se llevaron un televisor.

El caos era tal que los bomberos tuvieron que acudir a la zona para sofocar el mobiliario quemado. Los altercados terminaron entorno a la una de la madrugada, aunque los efectivos policiales seguían supervisando la zona apoyados por un helicóptero.

Artículos recomendados

Comentarios