Buscar
Usuario

Noticias

La orina del público de un festival contamina de cocaína y MDMA un río de Reino Unido

Varias especies han resultado envenenadas debido a los restos de droga en la orina de los asistentes, que llegó hasta el río.

La orina del público de un festival contamina de cocaína y MDMA un río de Reino Unido

Para sorpresa de nadie, en los festivales se consume droga. Mucha droga. Y para muestra, lo que ha pasado con el festival de música de Glastonbury (Reino Unido), que ha acabado por contaminando de drogas las aguas de un río cercano debido a la orina de los asistentes.

El festival se desarrolló en 2019, aunque los resultados de los estudios no se han conocido hasta ahora. Durante cuatro días, 200.000 personas se dieron cita en el festival. Y ya se sabe lo que pasa, que se bebe mucho y, por tanto, también se mea en cantidades industriales. Dado que los baños públicos suelen estar llenos y bastante sucios, son michos los que optan por evacuar entre los árboles y arbustos.

Los investigadores de la Universidad de Bangor (Gales) tomaron muestras del agua del río Whitelake antes, durante y después del festival. Los resultados, publicados en la revista Enviromental Research, son reveladores: en las aguas del río se han hallado altas dosis de cocaína, ketamia y MDMA llegando a envenenar a la fauna silvestre.

La orina de los asistentes al festival se filtró al cercano río Whitelale causando el envenenamiento de varias especies. Las concentraciones de éxtasis y MDMA eran cuatro veces más altas en el agua que antes del festival. Especialmente llamativo es que duchas concentraciones se mantuvieron elevadas un año después, lo que indica que han podido pasar al substrato del suelo.

Graves daños medioambientales

La elevada concentración de cocaína detectada en el río ha podido alterar la reproducción y el comportamiento de especies protegidas como la anguila europea. Se llegó a detectar niveles de cocaína cuarenta veces superiores a lo habitual.

Los científicos que han llevado a cabo el estudio insisten en la necesidad de crear "conciencia sobre los desechos de medicamentos y productos farmacéuticos: son un contaminante oculto, muy poco estudiado, pero potencialmente devastador", señala Christian Dunn, uno de los autores del informe.

Las drogas evacuadas por la orina y depositadas directamente en el subsuelo pueden generar graves daños medioambietales. "El ecosistema de agua dulce es frágil y esto puede resultar devastador", advierten.

Artículos recomendados

Contenidos que te pueden interesar