Buscar
Usuario

Noticias

Muere con 14 años mientras intentaba hacerse un selfie en una azotea de Madrid

La fallecida se encontraba en una azotea donde se cayó por una claraboya de plástico que se rompió mientras intentaba hacerse un selfie.

Muere con 14 años mientras intentaba hacerse un selfie en una azotea de Madrid

Una niña de 14 años murió el pasado sábado día 7 por la tarde en Ciudad Lineal (Madrid) al caer de una azotea mientras intentaba hacerse un selfie. Según sus amigos, la chica solía ir a sitios extravagantes a sacarse fotografías que luego subía a sus redes sociales. 

El accidente ocurrió sobre las 18:00 de la tarde en la azotea del número 74 de la calle Agastia en Ciudad Lineal, la fallecida estaba acompañada de unas amigas. La menor cayó por una claraboya de plástico que se rompió mientras intentaba hacerse el selfie.

"No era cristal. La cúpula era de metacrilato, pero claro al pisar, el peso de una persona, lo venció", declaró a El Mundo un vecino de la zona. La chica cayó desde la altura de una sexta planta al hueco de las escaleras del bloque. Una ambulancia Summa llegó a la casa a los pocos minutos de recibir la llamada y trasladó a la menor al hospital, donde murió horas más tarde. 

Muertes por selfies

La media de edad de las muertes por selfies es de 24 años "La media de edad de las muertes por selfies es de 24 años"

Según un estudio publicado el año pasado por 'Journal of Primary Medicine Care', entre octubre de 2011 y noviembre de 2017, al menos 259 personas murieron en todo el mundo por tomarse una fotografía. India, con una población de 1.300 millones y 800 millones de teléfonos, tiene el récord de la cantidad de personas que mueren por estar circunstancias. 

El primer país europeo con más muertes por este fenómeno es Rusia y el segundo a nivel mundial. De acuerdo a un estudio de Priceonomics, España es el segundo país de Europa y el cuardo del mundo en muertes por selfies. Desde en 2017 habían muerto 49 personas por este motivo. 

Otro informe llevado a cabo por Estados Unidos señaló que aumentaron notoriamente las caídas, accidentes de tráfico y ahogamientos provocados por la búsqueda del selfie "perfecto". El 72% de los fallecidos eran hombres, según la investigación. Los responsables del estudio averiguaron que en 2011 se registraron solo tres casos, mientras que en 2016 se registraron 98 y 93 en 2017.

Artículos recomendados

Comentarios