Buscar
Usuario

Vida

El miedo a tener relaciones sexuales: la anorexia sexual

La anorexia sexual impide a muchas personas llevar una vida normal y puede desembocar en trastornos más graves como la depresión o la ansiedad.

La adicción al sexo es un trastorno que, aunque es algo tabú, todo el mundo conoce. Pero también tiene su contraparte, algo más desconocida: la anorexia sexual, una enfermedad que hace que una persona sienta rechazo absoluto a mantener contacto sexual de algún tipo.

Este trastorno psicológico aún no está reconocido como una enfermedad mental, a pesar de que esta patología es conocida desde los años 70. Expertos en este tipo de psiquiatría alegan que los pacientes con esta enfermedad suelen acudir a sus consultas con una gran falta de deseo y problemas en su pareja.

No se debe confundir la anorexia sexual con la falta de deseo por tener rutina en la pareja "No se debe confundir la anorexia sexual con la falta de deseo por tener rutina en la pareja"

Aún así, no hay que confundir una época poco activa sexualmente, la rutina en una pareja o la falta de deseo sexual en una relación con este trastorno, pues no siempre estos problemas son tan graves. La anorexia sexual suele conllevar un rechazo total a a cualquier contacto íntimo: un gesto, una emoción, un sentimiento de sensualidad.

La represión personal que sufren los anoréxicos sexuales hace que se nieguen el placer de tener relaciones sentimentales o sexuales. A causa de la posibilidad de ser rechazados, los afectados suelen aislarse y practicar una drástica abstinencia sexual impuesta por ellos mismos.

La anorexia sexual puede conllevar otros trastornos psicológicos

En muchas ocasiones, una persona afectada por anorexia sexual no está privada de tener una relación sentimental. Algunos admiten tener o haber tenido relaciones largas en las que sienten cariño o transmiten algo de amor a la pareja, pero sin practicar sexo. En algunos casos, la otra persona es consciente de su patología y la acepta, pero en otros el enfermo aporta excusas para evitar tener cualquier contacto íntimo.

Los expertos sostienen que este trastorno es fruto de una desconexión personal y con el resto mucho más allá del ámbito sexual. Es recomendable ser tratado por médicos y psicólogos para intentar controlar y curar estos problemas y hacer que el paciente viva una vida tranquila y normal.

La anorexia sexual puede desembocar en trastornos como la depresión o la ansiedad "La anorexia sexual puede desembocar en trastornos como la depresión o la ansiedad"

Y es que la prolongación de esta enfermedad y los casos más extremos pueden provocar otros tipos de trastornos al paciente: ansiedad, depresión, dismorfia corporal, problemas de pareja o falta de autoestima.

Algunos psicólogos creen que estos síntomas se pueden deber a una falta de educación sexual de la sociedad actual. Se suele entender el sexo como un peligro en base a los mitos de la sociedad y a los estereotipos que se muestran en la pornografía, especialmente sobre la mujer. Es por ello que estos miedos en algunas personas son combatidos con un rechazo absoluto, lo que podría provocar la anorexia sexual.

Artículos recomendados

Comentarios