Un joven tunecino víctima de una violación acaba detenido por mantener relaciones homosexuales

Un joven tunecino víctima de una violación acaba detenido por mantener relaciones homosexuales

El joven denunció la agresión sexual y ahora se enfrenta a una pena de hasta tres años de cárcel.

Un joven tunecino de 23 años se enfrenta a cargos por mantener relaciones homosexuales después de denunciar haber sido víctima de una violación. Se enfrenta a una pena de hasta tres años de cárcel en aplicación del artículo 230 del Código Penal de Túnez.

Según relata Mounir Baâtour, abogado de Anas, la víctima, el suceso tuvo lugar en la ciudad de Sfax. El joven se había citado con dos hombres a través de Facebook, pero acabó siendo una trampa. Lo que iba a ser una cita acabó convirtiéndose una violación. Además, le robaron su teléfono móvil y la chaqueta. Cuando Anas procedió a denunciar la agresión sexual ante la policía, fue inmediatamente detenido por haber mantenido relaciones homosexuales.

Tras la detención, Anas fue sometido a un examen anal para comprobar si había "signos de práctica habitual de sodomía". Esta práctica, considerada una forma de tortura, ha sido ampliamente denunciada por organizaciones de derechos humanos y de defensa del colectivo LGTB, pero se sigue practicando en multitud de países. Las autoridades tunecinas se excusan en que no es obligatorio someterse a este "examen", sin embargo, el negarse a hacerlo automáticamente es considerado por los jueces como una prueba de culpabilidad.

Desde que tuvo lugar la violación y detención de Anas, el joven se encuentra en prisión habiéndosele negado la libertad provisional. Según su obogado, se enfrenta a diario al acoso y los ataques de otros presos, por lo que su estado psicológico es muy preocupante. 

Baâtour ha dirigido una carta al jefe de Gobierno tunecino, Youssed Chahed, para pedirle que intervenga para que la Fiscalía retire los cargos contra Anas, así como para que cumpla su promesa de ordenar el fin de los exámenes anales y, finalmente, la derogación del artículo 230 del Códifo Penal, lo que supondría la despenalización de la homosexualidad.

La realidad LGTB en Túnez

En Túnez la homosexualidad está penada con la cárcel "En Túnez la homosexualidad está penada con la cárcel"

Los hombres homosexuales y bisexuales sufren una verdadera persecución en Túnez. Las detenciones por mantener relaciones sexuales con personas del mismo sexo son constantes así como el sometimiento a exámenes anales. Se trata de una cacería que se salda con penas de cárcel. Los defensores de los derechos LGTB en Túnez también sufren agresiones, lo que ha llevado a muchos de ellos a exiliarse ante las repetidas amenazas de muerte.

El cambio, no obstante, podría estar cerca. En marzo de 2018, Rachez Ghannouchi, líder del partido Ennahdha, que forma parte de la coalición de Gobierno, declaraba en una entrevista que "la homosexualidad es un fenómeno natural y no hay qe interferir en los deseos y comportamientos de la gente". La despenalización de la homosexualidad en Túnez, quizás, se aproxima. 

Comentarios