Buscar
Usuario

Vida

Un hombre de 65 años se casa con una niña de 12 con el permiso de sus padres en EEUU

El matrimonio infantil no solo se da en Oriente Próximo, también es legal en muchos territorios de Estados Unidos.

Por muy inverosímil que pueda parecer, cada vez se producen más casos de menores afectados por el matrimonio infantil. Actualmente, cada siete segundos una niña menor de 15 años contrae matrimonio. Si la tendencia continúa de la misma manera, el Fondo de Población de las Naciones unidas (FNUAP) ha calculado que más de 140 millones de niñas correrán la misma suerte en 2020, es decir cada dos segundos una menor será obligada a desposarse. 

Aunque esta violación de los derechos de los niños y las niñas sea una realidad común para ambos sexos, lo cierto es que tiene una incidencia mucho mayor dentro del género femenino, siendo las niñas las que ocupan el grueso de todas las estadísticas, tal y como lo constata el Fondo de las Naciones Unidas para el desarrollo de la infancia (UNICEF). 

Coincidiendo con el pensamiento generalizado, el matrimonio infantil está más generalizado en países del África subsahariana y Asia Meridional, pero esto no quiere decir que el resto del mundo quede exento. Según UNICEF, el 36% de las mujeres de todo el mundo se casaron antes de cumplir los 18 años de edad, y una de cada tres lo hizo antes de los 15. Si calculamos los porcentajes el número es realmente escalofriante: 700 millones de las mujeres casadas actualmente lo hicieron durante la minoría de edad, y de ellas 250 millones no habían sobrepasado la quincena

La realidad del matrimonio infantil en Estados Unidos

La mayoría de las organizaciones que trabajan para paliar esta situación coincide en que uno de los puntos más fuertes para acabar con esta práctica es la educación. Cierto es que una sociedad más formada es capaz de tener una conciencia mayor de lo que supone un matrimonio a tales edades, pero ¿y si las sociedades que se presuponen educadas también incurren en el mismo problema? Según cifras de Unchained at last, organización destinada a ayudar a mujeres y niñas en los Estados Unidos, tan sólo en el estado de Nueva York 3.853 niños contrajeron matrimonio entre los años 2000 y 2010, dato que se repite de forma similar en Nueva Jersey, donde 3.499 niños fueron desposados entre 1995 y 2012, el 91% con un adulto.

La ONG Unchained at last busca acabar con el matrimonio infantil en EE.UU "La ONG Unchained at last busca acabar con el matrimonio infantil en EE.UU"

La directora de dicha ONG, Fraidy Reiss, en una entrevista para BBC Mundo explicaba como es posible que esta conducta sea legal: 

El hecho es que mientras que en Estados Unidos, por ley, 18 años es la edad mínima para contraer matrimonio, todos y cada uno de los estados tienen excepciones que autorizan bodas por debajo de esa edad

En la mayoría de los casos basta con un permiso de los padres para bajar la edad legal. En Nueva Jersey con el mero consentimiento de los progenitores se puede reducir a los 16, sin que haya ningún organismo competente que se encargue de investigar si esos matrimonios son forzados. "Incluso en una situación en la que una niña está llorando abiertamente porque no quiere ese matrimonio, sus padres pueden firmar la solicitud de licencia de matrimonio y forzarla a casarse", sentencia Reiss. 

La autorización de un juez puede reducir la edad sin limitaciones

Así mismo, la autorización de un juez puede ser válida para permitir el matrimonio. "Un juez básicamente puede reducir la edad mínima, sin ninguna limitación, a cero. Tal es el caso de una niña de 12 años que se casó con un hombre de treinta", explica, aportando además el caso de un menor de 10 que se casó con una mujer de 18, confirmando que el matrimonio infantil es una lacra que afecta tanto a niños como niñas. 

Coby Persin, protagonista de un canal de Youtube, ha querido visualizar tal realidad a través de las redes sociales, realizando un experimento en plena calle donde un hombre de 65 simulaba haberse casado con una niña de 12. La incredulidad de los viandantes ante el hecho demuestra lo tapados que podemos llegar a tener los ojos ante los sucesos que ocurren a nuestro alrededor. 

Artículos recomendados

Comentarios