Emiratos Árabes castigará con 15 años de prisión a quien vista la camiseta del Barça

Emiratos Árabes castigará con 15 años de prisión a quien vista la camiseta del Barça

El país del Golfo Pérsico castigará duramente a quien porte la camiseta de la agrupación catalana.

Noticias Adrián Parrondo Adrián Parrondo 22 Octubre 2017 17:39

Vestir la camiseta del Barça conllevará penas de prisión de hasta 15 años a todas aquellas personas que decidan vestir la camiseta del Barça con la publicidad de Qatar. La noticia llega por el aumento de la tensión entre ambas potencias del Golfo Pérsico.

Las penas por vestir la camiseta ascenderán a los 135.000 euros de multa y los 15 años de cárcel, ya que consideran que el gobierno que patrocina a la formación representa uno de los mayores financiadores del terrorismo internacional.

Las restricciones no se limitan a portar la mencionada prenda por la vía pública: también se castigará tajantemente a todo aquel que se le ocurra subir una fotografía a las redes sociales en la que aparezca con el lema de Qatar. Aunque sea en su propia casa o haya sido tomada fuera del país, tal y como menciona el diario argentino Olé.

Llevar esta camiseta supone quince años de cárcel en Emiratos Árabes Unidos "Llevar esta camiseta supone quince años de cárcel en Emiratos Árabes Unidos"

La guerra entre los Emiratos Árabes Unidos y Qatar ha afectado también a otros equipos futbolísticos como el PSG, que se ha visto obligado a perder el acuerdo de patrocinio con Fly Emirates y que podría ser vetado por el simple hecho de que sus dueños son qataríes.

Igual situación mantienen otras formaciones como el Real Madrid, el PSG, el Arsenal, el Milan o el Hamburgo, que mantienen o han mantenido el patrocinio del gobierno qatarí y que podrían encontrarse vetados en una de las naciones con mayor renta per cápita del mundo.

La tensión entre ambas potencias es máxima y podría afectar a la celebración del Mundial de Fútbol de Qatar en 2022, con el veto tajante a la nación con la que mantiene una Guerra Fría que nadie sabe cómo terminará.

Comentarios