Buscar
Usuario

Vida

Juegos de la infancia de nuestros abuelos que todo niño debería recuperar

Compartir con diferentes juegos clásicos con sus abuelos solo hace recalcar la importancia que tiene esta figura en la educación de los niños.

Los abuelos siempre han sido una de las figuras de referencia esenciales más importantes para todos los niños del mundo. Sin embargo, en los últimos tiempos se han vuelto más fundamentales que nunca a la hora de la educación y el cuidado de los pequeños. Y, a la vez, un soporte económico para muchas familias. De hecho, según la Encuesta de Salud, Envejecimiento y Jubilación en Europa, uno de cada cuatro abuelos españoles cuida de sus nietos una media de siete horas al día.

No hay que olvidar que los yayos son una fuente fundamental de sabiduría, educación, experiencia y cariño para los nietos. "Son más que mentores, cuidadores o amigos. Son aquellos que nos hacen sentir seguros y protegidos en todo momento", afirma la experta en psicología educativa, Silvia Álava.

Sin embargo, los beneficios se antojan recíprocos dado que los abuelos "extraen" de los nietos juventud, alegría y pasión; en definitiva, una fuente de "alegría y grandes dosis de felicidad", señala Silvia. El vínculo que se forma entre ambos es básico para la formación de la personalidad de los niños. Por eso, los diferentes juegos tradicionales que comparten con sus abuelos son fundamentales para inculcar valores a los nietos.

Los juegos a través del móvil o videoconsola parecen copar toda la infancia de los niños, pero no habría que olvidarse nunca del parchís, dominó, las cartas o de las canicas, entre otros. Sé que suena a nostálgico, pero es así. Las pequeñas reglas y normas que tienen estos juegos son básicas para que desarrollen su memoria y sepan atenerse a unas reglas específicas o límites. "Los juegos tradicionales aportan multitud de beneficios a los niños a nivel social, cognitivo y emocional", afirma Silvia. Estos juegos tradicionales traen múltiples beneficios como mejorar el cálculo, el razonamiento, la estrategia o la concentración, entre otras aptitudes.

Estos son algunos de los diferentes juegos tradicionales para evitar que nuestros peueños no pierdan un patrimonio inigualable. Y, sobre todo, son perfectos para compartir un agradable momento con el yayo.

1 Parchís

Parchís "Parchís"

Es uno de los clásicos más divertidos por sus pequeñas dosis de competitividad y entretenimiento. La posibilidad de jugar con tres personas más e, incluso, establecer alianzas da grandes horas de diversión en frente de un tablero.

El parchís se compone de un tablero en forma de cruz compuesto por 68 casillas, 16 de ellas -diferenciadas- constituyen las llamadas casillas seguras donde no pueden comer tu ficha. Cuatro grupos de cuatro fichas de diferente color lucharán por llegar antes a la casilla final para proclamarse ganador. Como ventaja, si te 'comes' una ficha de tu adversario avanzarás 20 casillas.

2 Diábolo

Diábolo "Diábolo"

Este juego necesita una cierta habilidad con los brazos para su disfrute. Además, necesita de un aprendizaje durante un periodo de tiempo. Se trata de dos conos unidos por una pequeña parte central, dos varillas de madera y una cuerda.

El niño, a través de la fuerza ejercida con las varillas y que transmite por la cuerda al diábolo, realizará diferentes trucos. La habilidad y el tiempo de juego dictará la dificultad de los mismos. Resulta ser uno de los juegos más interesantes y adictivos.

3 Comba

Comba "Comba"

Quizás queden pocos recreos en los que se juegue todavía a la comba. Sin embargo, antes una sola cuerda traía cierto tiempo de diversión. Eso sí, había que incluir muchas ganas de saltar en un juego que se podía disfrutar solo o en compañía.

Tenía sus pequeñas reglas y canciones que amenizaban la diversión. Un juego donde el número de participantes puede llegar a ser ilimitado. Es fácil recordar las largas filas que se formaban en el recreo para saltar. Entre las melodías más populares se encuentra 'Al cochecito leré...' o 'Al pasar la barca, me dijo el barquero...'.

4 Ajedrez

Ajedrez "Ajedrez"

¿Cuántas veces te han hecho jaque mate? Seguramente varias, si has andado algo despistado. El ajedrez es uno de los juegos clásicos por excelencia y, quizás, el más importante y complejo de ellos. Un deporte mental que sirve para desarrollar y entrenar diferentes aptitudes. La estrategia, concentración, inteligencia y paciencia son claves para ganar a tu rival.

5 Dominó

Dominó "Dominó"

El dominó es un juego muy competitivo lleno de estrategia y táctica. Por eso, aunque es una diversión principalmente concebida para niños también, los adultos lo practican mucho. Un pasatiempo en el que objetivo es colocar todas sus fichas en el centro de la mesa. El primero que lo consiga, ganará la partida.

6 Dados

Dados "Dados"

Dos de los juegos más populares que se pueden realizar con los dados son el Yahtzee y el Farkle. El primero se juega en grupos con jugadores de más de 8 años y el objetivo es tratar de obtener diferentes combinaciones al lanzar cinco dados tradicionales para acumular la mejor puntuación. En el segundo, se trata de llegar antes a una cifra concreta para ganar.

7 Canicas

Canicas "Canicas"

Las canicas es uno de los grandes entretenimientos de parques, calles, casas, patios o recreos. Se trata de golpear la canica rival para conseguir que termine en el hoyo, previamente construido, para hacerte con su esfera. Estas pueden ser de cualquier material no metálico; aunque esa regla depende del sitio o pueblo donde estés.

8 Chapas

Partido de fútbol chapa "Partido de fútbol chapa"

Las carreras de chapas o los partidos de fútbol chapa son míticos entre amigos y compañeros de colegio. ¿Quién no ha decorado una chapa de Coca Cola o Fanta con el nombre de tu futbolista favorito o ciclista?. Se han llegado a ver circuitos de carreras tan grandes como diera posibilidad el parque.

Artículos recomendados

Comentarios