Buscar
Usuario

Noticias

Celia Cavia, víctima de bullying, dejó una nota antes de morir en el acantilado de Santander

La joven fallecida se encontraba indispuesta el día de su desaparición y, al parecer, atravesaba una época difícil en lo que concernía a sus estudios.

Celia Cavia, víctima de bullying, dejó una nota antes de morir en el acantilado de Santander

En la tarde del pasado martes 17 de diciembre se confirmó que Celia Cavia había sido hallada flotando en la costa santanderina. Fue encontrada por un barco pesquero de forma repentina en su vuelta a Santander por Santoña. La menor desapareció a finales de la segunda semana del mes de diciembre en las inmediaciones del IES José María Pereda, el centro escolar al que acudía cada día para cursar sus estudios de Secundaria.

Nadie la volvió a ver desde las dos y cuarto de la tarde del 12 diciembre, hasta que cinco días después se confirmó la terrible noticia. El hallazgo daba pie a toda una serie de teorías en torno a los motivos que llevaron a la joven a caer por un acantilado, próximo al lugar donde fue encontrada. 

Playa de Mataleñas, zona donde desapareció Celia Cavia el pasado jueves 12 de diciembre de 2019 "Playa de Mataleñas, zona donde desapareció Celia Cavia el pasado jueves 12 de diciembre de 2019"

Celia era una niña activa y popular en su instituto, de hecho no se limitaba únicamente a asistir a sus clases obligatorias, sino que formaba parte de los grupos que asistían a distintas actividades extraescolares, como Danza y Teatro. Hace tan solo unos meses estrenó junto a sus compañeros la obra que habían estado preparando durante todo el curso, la famosa 'La vuelta al mundo en 80 días', original de Julio Verne en su formato de novela. No tiene una sola foto en la que se pueda deducir algún gesto triste en su rostro, siempre se la veía feliz e involucrada en dicha situación.

Algo había ocurrido dentro del mismo contexto, aunque de forma ajena a sus actividades extraescolares. Dicen que tercero de la ESO es el más difícil de los cuatro cursos que conforman este periodo formativo, y eso es exactamente lo que Celia Cavia atravesó. Estaba siendo un curso complicado y era evidente, pues aunque Celia había sido buena estudiante, no pudo superar con éxito la evaluación de todas las asignaturas en el primer tramo del curso, por lo que la fallecida se fustró. Sin embargo, hubo algo más y nadie pudo dar con el problema hasta que ya era demasiado tarde.

Atravesaba un momento duro

En la tarde del jueves 12 de diciembre, la menor salía del instituto un poco antes de su hora habitual, con la excusa de encontrarse un poco indispuesta. Se dirigió a Mataleñas, una zona conocida por su terreno rocoso, lleno de acantilados, a una hora a pie del centro. En un parque cercano, dejó su mochila llena de libros y en ella, también, dejó un papel con un mensaje dirigido a sus padres. Se trataba de una nota de despedida. Los investigadores apuntan a que podría tratarse de suicidio y todo apunta a que la razón podría atender al acoso escolar que estaba sufriendo por parte de ciertos compañeros con los que compartía escuela cada día. 

En primer lugar, estaba triste y desilusionada por los pobres resultados académicos obtenidos a lo largo del primer trimestre escolar, lo que propició que en señal de castigo, sus padres le quitaran su teléfono móvil durante algún tiempo. Una de sus amigas asegura que la pequeña lo estaba pasando tan mal que incluso engordó unos kilos y sus compañeros de clase no paraban de recriminárselo constantemente, con comentarios y burlas. Cabe destacar que Celia había enfrentado el acoso escolar formando parte del Programa TEI, que lucha contra la violencia verbal y física en el ámbito escolar. 

Celia Cavia se encontraba en busca y captura durante los últimos días "Celia Cavia se encontraba en busca y captura durante los últimos días"

A pesar de su estado, nunca dejó de lado sus clases fuera del ámbito escolar, que le servían para desconectar. Además, le gustaba la poesía y le dedicaba también parte de su tiempo diario. "Era una persona muy alegre, aunque cuando éramos pequeñas, a veces, se mostraba un poco triste", explica una de sus amigas al diario El Español.

Tras la confirmación del hallazgo de sus restos mortales por el pesquero El Romu, sus vecinos han mostrado su pésame a los familiares de la menor fallecida. El delegado del Gobierno, Eduardo Echevarría, ha mandado un mensaje de apoyo "en estos duros momentos de dolor", pidiendo "comprensión y respeto" para que la familia "pueda vivir el duelo en la intimidad", agradeciendo de la misma forma el trabajo de los efectivos que estuvieron involucrados en la búsqueda del cuerpo desde el pasado jueves 12 de diciembre. Por otro lado, las pesquisas se centran ahora en descubrir más detalles en lo que motivó a Celia a acudir al acantilado y dejar aquella nota dentro de sus enseres personales. 

Artículos recomendados

4 Comentarios

  • Más recientes
  • Mejor valorados