Buscar
Usuario

Noticias

El juicio por Lucía Pérez: no mencionan el empalamiento y ponen el foco en la víctima

En 2016 los peritos dijeron que la joven argentina de 16 años fue violada y torturada, pero ahora que murió por sobredosis y que todo fue consentido.

En 2016 el asesinato de una joven de 16 años conmocionó a Argentina. Lucía Pérez fue violada, drogada y torturada hasta la muerte, aunque no es de extrañar porque si por algo se caracterizan los feminicidios es por la crueldad de los asesinos con las mujeres. No les basta con matarlas, sino que además las violan, las queman, descuartizan o apuñalan. 

En el caso de esta joven argentina, su calvario comenzó cuando un chico se le acercó a la salida del instituto y le propuso una cita. Lucía aceptó, pero cuando entró en la casa del joven se dio cuenta de que era una encerrona. Había dos chicos más. Según consta en el expediente de los magistrados, los hombres obligaron a Lucía a esnifar cocaína hasta que no tuvo más fuerzas. Los agresores no lo dudaron y comenzaron a violarla. La crueldad fue tal, que la fiscal que instruía el caso, María Isabel Sánchez, aseguró que nunca había visto "una conjunción de hechos tan aberrantes"

Y es que según el informe del hospital, adonde la dejaron tirada los agresores, Lucía sufrió un paro cardiaco porque su corazón no pudo soportar la situación extrema a la que estaba siendo sometida. En dicho informe también se apunta que la joven fue violada por dos hombres por vía vaginal y anal. Después, le introdujeron en la vagina un palo que le provocó lesiones internas y unsíncope vaginal.

"Borran" el empalamiento 

Lucía Pérez, brutalmente violada y asesinada en Argentina "Lucía Pérez, brutalmente violada y asesinada en Argentina"

Dos años después, ha comenzado el juicio oral a los tres acusados y la misma fiscal que calificó el caso como "una agresión sexual infrahumana" ha sido retirada del mismo. María Isabel Sánchez dijo que parecía que Matías Farías y Juan Pablo Offdani lavaron el cuerpo de Lucía y la vistieron para que creyésemos que la joven se drogó hasta la extenuación y que así no se les involucrase. Nadie ha explicado el porqué de la retirada del caso de la fiscal, pero tenemos que tener en cuenta que ahora los peritos aseguran que Lucía no murió por un síncope vaginal, sino por asfixia por esnifar cocaína y que conocía a los acusados porque estos le habían proporcionado marihuana en otras ocasiones. 

Es decir, que ahora no hay rastro del empalamiento y nos preguntamos cómo puede ser si en el primer peritaje de la autopsia dejaron claro la crueldad a la que fue sometida la joven de 16 años. Pues a esta pregunta no hay respuesta y parece ser que no la va a haber. Lo que ha ocurrido es lo que en gran parte de los casos de abuso sexual o violación sucede: se pone el foco en la víctima y no en los agresores

También es violación si tenemos la voluntad anulada

Familiares de Lucía Pérez en las manifestaciones en Argentina tras su asesinato "Familiares de Lucía Pérez en las manifestaciones en Argentina tras su asesinato"

Ahora culpabilizan a Lucía asegurando que era drogadicta y que fue a casa de estos hombres porque quiso. El caso es que puede ser que quisiera y que incluso fuese adicta a las drogas, pero y si así fuese ¿pueden violarla y torturarla? Queda claro que siguen sin entender que es violación cuando alguien fuerza a mantener relaciones sexuales y que también lo es cuando la mujer tiene la voluntad anulada.

En su declaración los agresores dijeron que todo fue consentido, que Lucía murió por sobredosis y también dieron el nombre de Alejandro Maciel, de 61 años, quien les habría ayudado a limpiar el cadaver de la joven para llevarlo a las puertas del hospital. Los agresores deberán explicar por qué si sostienen que todo fue consentido y que Lucía murió por sobredosis, lavaron su cuerpo y la dejaron a tirada a las puertas de un hospital. Todo ello, aún sabiendo que encontraron el ADN de Matías Farías y Juan Pablo Offdani en el cuerpo de la joven. 

1 Comentario

  • Más recientes
  • Mejor valorados