Las unidades de medida cambian: un kilo dejará de ser un kilo

Las unidades de medida cambian: un kilo dejará de ser un kilo

También se valorarán cambios sobre otras medidas como el mol, el kelvin y el amperio.

Ciencia Nico Dámaso Nico Dámaso 10 Noviembre 2018 10:47

Las unidades básicas de medida como el kilogramo, podrían cambiar en los próximos meses. El Comité Internacional de Pesos y Medidas, compuesto por representantes de 57 países, revisará en su próxima reunión la cantidad correspondiente a unidades como el amperio, el mol y el kelvin. Los cambios que encuentren aprobación entrarían en vigor el próximo mes de abril.

La medida en kilogramos lleva establecida desde finales del siglo XVIII, al final de la Revolución Francesa. Equivale a la masa de un decímetro cúbico de agua destilada a una atmósfera de presión y 3,98 grados centígrados. Como 'Piedra Rosetta' para la medida, se creó un cilindro de platino e iridio, conocido como 'El Gran Kilo', con el peso exacto, que se encuentra en Francia desde su creación.

Parte del problema reside en que el cilindro se ha encogido ínfimamente con el tiempo, pues ha ido perdiendo átomos de metal con el paso del tiempo, lo que lo distancia de las 40 réplica que tiene repartidas por el mundo. El peso perdido es insignificante, que no afectará a nuestra vida diaria, sin embargo, sí que resulta relevante para la comunidad científica.

El 'Gran Kilo' "El 'Gran Kilo'"

¿Cuánto ha cambiado el kilo más de un siglo después?

Los últimos análisis descubren que hay una diferencia de aproximadamente 50 microgramos entre el antiguo estándar francés y sus réplicas. Así, se ha decidido que la medida se calcule en base a constantes fundamentales, un valor estrictamente universal, que es siempre exactamente igual. Por ello, se ha elegido la 'constante de Planck' (por su descubridor, Max Planck), una constante física que representa al cuanto elemental de acción y que juega un papel central en la teoría de la mecánica cuántica.

"En realidad no importa lo que pesa un kilo si todos trabajamos exactamente con la misma norma. El problema es que hay ligeras diferencias en todo el mundo. Las 40 réplicas están creciendo a un ritmo diferente, apartándose del original", cuenta Peter Cumpson, profesor de Sistemas Microelectromecánicos (MEMS) en la Universidad de Newcastle.

El comité, también tiene previsto aprobar la revisión de otras unidades básicas como el amperio, el kelvin y el mol, los cuales no son utilizados con tanta asiduidad en nuestra vida diaria, pero que sí resultan fundamentales en campos especializados como la física o la química.

Comentarios