Buscar
Usuario

Noticias

Encarcelada en Indonesia por grabar a su jefe acosándola en el trabajo: él queda absuelto

El Tribunal Supremo indonesio la ha condenado por infringir la privacidad de su jefe mientras este ha quedado en libertad sin cargos.

Encarcelada en Indonesia por grabar a su jefe acosándola en el trabajo: él queda absuelto

Nuril Maknum, de 41 años, sufría acoso telefónico en la escuela en la que trabajaba en Indonesia. Trabajaba a tiempo parcial como contable en el centro educativo Senior High School en Mataram, donde recibía constantes llamadas de Muslim, su jefe y director de la escuela, siempre en tono lascivo y sexual.Hasta que  decidió acabar con la situación.

Muslim acosaba a su empleada desde 2013, cuando fue nombrado director. Utilizaba un lenguaje explícito y sexual mientras que presionaba a la mujer para que aceptara mantener relaciones sexuales. El director de la escuela llegó, incluso, a hacer público el rumor de que ambos tenían una aventura amorosa.

Harta de sentirse perseguida por el hombre, Maknum decidió grabar las conversaciones con el fin de aportarlas como prueba y poder tramitar una denuncia. Pero las grabaciones no solo no han sido aceptadas por el juez, sino que el Tribunal Supremo indonesio ha impuesto para ella una pena de seis meses de prisión, al considerarle culpable de un delito de vulneración de la intimidad de su jefe.

Tras ser consciente de que había sido grabado, Muslim presentó una denuncia contra la mujer por difamación criminal y consiguió que fuera arrestada y encarcelada durante un mes. A pesar de que la Justicia rechazó la demanda por difamación, el juez acusó a Nuril Maknum de distribuir material obsceno.

Nuril Maknum ha sido condenada por denunciar un caso de acoso sexual "Nuril Maknum ha sido condenada por denunciar un caso de acoso sexual"

"Cuando nos acosan no hay lugar para refugiarnos"

La mujer víctima de acoso tendrá que hacer frente a seis meses de cárcel con una sentencia inapelable, y a una multa económica cercana a los 30.000 euros. Pero eso no es todo, sino que la que fue víctima de acoso sexual durante años, tendrá que ver como su acosador continúa en libertad sin cargos.

Nuril Maknum se ha pronunciado sobre la sentencia y reivindica la inexistencia de protección hacia la mujer en Indonesia: "Yo, como mujer, debería estar protegida, pero luego fui yo quien se convirtió en la víctima. La gente debería saber que cuando nos acosan, no hay lugar para refugiarnos", afirma.

La mujer cuenta ahora con una posibilidad de que se reconozca su inocencia. Y es que el caso ha trascendido hasta llegar al Ejecutivo de Indonesia, y el presidente Joko Widodo ha anunciado que se encuentra estudiando la opción de otorgarle la amnistía.

Artículos recomendados

Comentarios