Buscar
Usuario

Noticias

Amenazan de muerte al hijo del líder del PP vasco: "Fachita de mierda, te vamos a quemar vivo con tu padre"

Mikel Iturgaiz tuvo que llegar al vestuario protegido por sus compañeros porque intentaron agredirle: "Te vamos a quemar vivo con tu padre"-.

Amenazan de muerte al hijo del líder del PP vasco: "Fachita de mierda, te vamos a quemar vivo con tu padre" Amenazan de muerte al hijo del líder del PP vasco: "Fachita de mierda, te vamos a quemar vivo con tu padre"

Foto: Twitter | PP | Los Replicantes

Mikel Iturgaiz, hijo del presidente del PP vasco, Carlos Itugaiz, ha recibido amenazas de muerte en un encuentro entre el Gernika Sporting y el Askartza de Leila, equipos fútbol de la liga regional preferente vizcaína.

Cuando no había siquiera comenzado el encuentro y los jugadores comenzaban a calentar, un grupo de radicales empezaron a gritar insultos y amenazas contra uno de los jugadores, Mikel. El acta arbitral recoge que el acoso siguió durante todo el encuentro y que tuvo que salir protegido por sus compañeros para poder llegar hasta el vestuario porque algunos seguidores del Gernika querían agredirle.

"Fachita de mierda, te vamos a matar" o "te vamos a quemar vivo con tu padre", eran algunas de las amenazas que vertían los radicales contra el hijo del líder popular, un joven de 23 años y aficionado al Athletic que jugaba con el Askartza la final de la copa regional contras el Gernika Sporting en el campo de este club y ante 600 espectadores.

Durante la celebración del partido, una parte de la grada se ensañó con él por el único hecho de ser el hijo del presidente del PP del País Vasco. El encuentro finalmente terminó con su equipo perdiendo 1-0, algo que pierde toda relevancia con estos hechos.

El joven posteriormente escribió en su cuenta de Twitter: "El trato que he recibido hoy en el campo del Gernika por una panda de maleducados, con todo tipo de insultos hacia mi persona ha sido indignante. Una cosa es el fútbol y otra este tipo de acoso. Gracias al Gernika y a sus jugadores por el apoyo. Zorionak (Felicidades) por el título!".

No es la primera vez

No es la primera ocasión en la que Mikel Iturgaiz, de 23 años, recibe este tipo de amenazas. En octubre pasado publicó en sus redes sociales una fotografía en la que mostraba el espejo retrovisor de su coche completamente reventado con el siguiente comentario: "Quiero denunciar que sigo sufriendo el acoso de algunos sinvergüenzas que por ser hijo de quien soy y dar mi opinión, no paran de joderme la vida".

En esta ocasión, sí quedó constancia de las amenazas en el acta que elaboró el árbitro y ante la mirada de los presentes en la celebración del encuentro futbolístico. Dicho acta recoge que un aficionado "recorrió todo el terreno de juego con la intención de encararse y agredir al número 23 del Askartza, mientras le gritaba fachita de mierda, te vamos a matar", entre otras amenazas.

Cuando pitó el encuentro, al finalizar, varios aficionados saltaron al campo "con la intención de agredir al jugador", Mikel Iturgaiz. Él pudo llegar "sin ningún tipo de incidencias" hasta el vestuario, aunque con la ayuda del delegado y otros miembros de su equipo. Además, se lanzaron vasos de plástico y bolas de papel de aluminio contra el sector de la grada que ocupaban los seguidores del Askartza.

Reacciones de repulsa

El acoso recibido por Mikel Iturgaiz ha generado una reacción de repulsa. El líder del PP a nivel nacional, Pablo Casado, ha mostrado su apoyo al hijo de Iturgaiz "Estamos orgullosos de ti, como de tu padre" y ha evidenciado su total rechazo a los "miserables" que perpetraron el ataque.

También se ha pronunciado sobre estos hechos el portavoz del Gobierno vasco, Bingen Zupiria, que ha afirmado que no se pueden aceptar con normalidad los "graves" comentarios recibidos por Mikel Iturgaiz. "No podemos aceptar como algo normal que jóvenes vascos tengan estos comportamientos y se dirijan a un semejante en estos términos. No es de recibo", ha remarcado.

Por su parte, el delegado del Gobierno en el País Vasco, el socialista Denis Itxaso, ha calificado los hechos de "deleznables" y ha pedido que se tome "nota" de lo sucedido, puesto que "estas cosas se siguen pensando en Euskadi".

Artículos recomendados

Comentarios