Buscar
Usuario

Noticias

Alerta alimentaria: Sanidad pide no consumir este producto para vegetarianos

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Consumo ha advertido acerca del consumo de este producto por contener trazas de mostaza no declarada.

Alerta alimentaria: Sanidad pide no consumir este producto para vegetarianos

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Consumo (Aesan) ha difundido una alerta para avisar sobre la presencia de trazas de mostaza no declarada en el etiquetado de un gluten de trigo vendido en distintas superficies de nuestro país.

El producto es de la marca Eco-Salim, comercializado en envases de 500 gramos. Los números de los lotes afectados son 170919, 180919, 41019, 71019, 260919, 81019, 31019, 171019, 181019, 81019, 61119.

El organismo dependiente del Ministerio de Sanidad supo de esta anomalía gracias a un aviso que trasladaron las autoridades sanitarias de Cataluña a través del Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información (Sciri). Además, en el comunicado se especifica que el producto ha sido distribuido también en Andaluía, Canarias, Galicia, Madrid, Comunidad Valenciana y Andorra.

Se clasifica como alerta alimentaria debido a que la mostaza tiene que declararse obligatoriamente porque puede provocar diversos problemas en personas alérgicas a la misma y, aunque no es habitual, durante el proceso de fabricación y envasado del gluten pueden colarse trazas de la misma en productos que no deberían llevarla. El gluten de trigo, concretamente, es un ingrediente que suele utilizarse para elaborar recetas vegetarianas como el seitán.

Gluten de trigo de la marca Eco-Salim con trazas de mostaza "Gluten de trigo de la marca Eco-Salim con trazas de mostaza"

"La retirada del producto se produce tras detectar trazas de mostaza en la materia prima del gluten de trigo", ha explicado la Aesan. "Esta materia prima había sido adquirida a un proveedor ubicado en los Países Bajos. La empresa ha avisado de la alerta a sus clientes para que retiren el producto del mercado", continuó. De tal manera, la agencia ha avisado a las autoridades competentes de las comunidades en las que se ha distribuido el producto para que así sea retirado.

"Como medida de precaución, se recomienda a aquellos consumidores alérgicos a la mostaza que pudieran tener los productos anteriormente mencionados en sus hogares que se abstengan de consumirlos", recomienda la Aesan. "Asimismo, se indica que el consumo de este producto no comporta ningún riesgo para el resto de consumidores", concluye.

El riesgo para los alérgicos

Que el producto pueda contener mostaza supone un riesgo para los alérgicos de la misma, que si lo consumieran podrían tener síntomas severos tan solo una hora después de consumir la comida. 

Si los alérgicos a la mostaza ingieren alimentos con la misma podrían sufrir conjuntivitis, jadeos, dificultad en la respiración, mocos, estornudos, hinchazón de labios, cara, lengua, dolores abdominales o vértigos, entre otros.

Por ello la Aesan ha decidido retirar estos productos, que no indican la presencia de la misma y podrían constituir un peligro para los intolerantes.

Artículos recomendados

Comentarios