Un abogado egipcio dice que es deber nacional violar a mujeres que lleven ropa provocativa

Un abogado egipcio dice que es deber nacional violar a mujeres que lleven ropa provocativa

En un programa de televisión un abogado afirmó que las mujeres se buscan con su vestimenta que las violen y acosen y que es un deber nacional hacerlo.

Un abogado egipcio se ha convertido en el blanco de las críticas tras decir que acosar y violar a mujeres que llevan ropa 'provocativa' como pantalones rotos no solo está bien sino que es "un deber nacional". El hombre en cuestión, Nabih al-Wahsh, es un conservador radical que suele participar en debates políticos televisivos e hizo los comentarios en un programa de debate en el que se trataba un proyecto de ley sobre la prostitución.

¿Estais contentos cuando veis a una chica caminando por la calle enseñando la mitad de su cuerpo? (...) Yo digo que cuando una chica se pasea de esa manera es un deber patriótico acosarla y una deber nacional violarla

Estas declaraciones enfurecieron a sus compañeras de mesa, que no dudaron en contestarle e iniciar una acalorada discusión. Además, el Consejo Nacional de Mujeres de Egipto no se ha quedado indiferente ante tales declaraciones, y han anunciado sus planes de denunciar al canal de televisión por emitir ese contenido, según informa Al Arabiya

También lanzaron una petición a los medios de comunicación del país, pidiéndoles que se abstengan de proporcionar a los individuos que se dedican a incitar a la violencia contra las mujeres plataformas donde expresarse. Además, aunque no está confirmado, se cree que están preparando una denuncia formal contra al-Wahsh:

Todos los miembros de este consejo denunciamos y censuramos las declaraciones que explícitamente promocionan la violación y el acoso sexual

Los derechos de las mujeres en Egipto

El Cairo ha sido nombrada la ciudad más peligrosa para las mujeres "El Cairo ha sido nombrada la ciudad más peligrosa para las mujeres"

La presidenta del Consejo nacional de Mujeres de Egipto, Maya Morsi, argumentó que lo que dijo supone una violación de la Constitución egipcia, que se esfuerza en garantizar los derechos de las mujeres.

Los comentarios se han hecho después de que se haya nombrado a el Cairo, la capital de Egipto, como la ciudad de más de 10 millones de personas más peligrosa del mundo para las mujeres en la primera encuesta internacional que estudia cómo se sienten y viven las mujeres en estas multitudinarias ciudades.

Aquellas personas que defienden los derechos de las mujeres en la ciudad lo atribuyen a una arraigada tradición cultural que se ha ido transmitiendo durante siglos en la que las mujeres siempre han sido discriminadas, además de su limitado acceso a una buena educación y sanidad.

La periodista egipcia Shahira Amin comentó que algo tan cotidiano como salir a dar un paseo por la calle sola convierte a la mujere en un blanco perfecto para el acoso y abuso de todo tipo. Un 83% de las mujeres egipcias han sido acosadas sexualmente como mínimo una vez en su vida, y el 53% de los hombres creen que "ellas se lo buscan".

Otras polémicas machistas de al-Wahsh

No es la primera vez que al-Wahsh acapara la atención de la prensa, y parece ser que siempre que lo hace es por sus comentarios contra las mujeres. En octubre del año pasado, en un debate con un clérigo liberal, la discusión llegó a las manos.

El clérigo en cuestión, Sheikh Rashad, es famoso por sus permisivas interpretaciones del Islam y en el debate con al-Wahsh argumentó que las mujeres no deberían ser obligadas a cubrirse la cabeza con el velo, algo que desató la furia del abogado. Los dos invitados tuvieron que ser separados por el equipo de televisión.

El abogado cree que por el simple hecho de llevar unos pantalones rasgados, las mujeres deben ser violadas y acosadas "El abogado cree que por el simple hecho de llevar unos pantalones rasgados, las mujeres deben ser violadas y acosadas"

Además, Nabih al-Wahsh ha expresado con anterioridad su oposición a que las mujeres puedan ser juezas. Dijo que si llegaban a juezas podrían conventirse en muftíes, unos expertos religiosos legales musulmanes que tienen el poder de decidir sobre cuestiones religiosas y emitir fatuas, decisiones sobre controversias religiosas aplicadas a la ley, mientras tienen la regla.

Si dejamos que una mujer se convierta en jueza, ¿por qué no deberíamos dejarla convertirse en jeque de Al-Azhar? ¿Por qué no convertirse en Muftí? ¿Por que no vamos todos al infierno? ¿Me va a dictar una fatua mientras está menstruando?

Comentarios