Los motivos de la mala relación entre doña Sofía y la reina Letizia

Los motivos de la mala relación entre doña Sofía y la reina Letizia

Al principio del enlace entre Felipe y Letizia, la relación entre esta y doña Sofía era muy buena, pero hubo el cambio de coronas lo empeoró todo.

La tensión se ha incrementado en la Casa Real tras el polémico vídeo en el que la Reina Letizia y la Reina Emérita Sofía discutieron por fotografiarse con la princesa Leonor y la Infanta Sofía.

La escena ha sido noticia hasta en el Daily Mail o que llegó a ser comentada en su cuenta de Twitter por Marie-Chantal de Grecia, la sobrina política de doña Sofía. Ella diijo que la escena le "cabreaba" y que ninguna abuela se merecía "ese tipo de trato". Pero no quedó ahí la cosa, sino que también se atrevió a opinar sobre la propia reina Letizia de la que espetó que mostraba su "verdadera cara". Sin embargo, pocas horas después borró el comentario. 

Toda la situación resulta extraña si echamos la vista atrás y es que desde que en 2003 el actual rey Felipe VI anunciase que se casaba con una plebeya, Letizia, la por aquel entonces reina de España, doña Sofía, acogió a su futura antecesora con los brazos abiertos. Según cuentan los más cercanos a la familia real, doña Sofía se encargó personalmente de enseñarle a Letizia todo lo que debía saber para llegar a ser una reina.

La reina Letizia y doña Sofía se llevaban muy bien al principio "La reina Letizia y doña Sofía se llevaban muy bien al principio "

Un ejemplo claro de la buena relación que mantenían ambas fue precisamente el día del anuncio del enlace. Y es que Letizia, además de mandar callar a Felipe, quiso resaltar la figura de doña Sofía: "A partir de ahora y de forma progresiva voy a integrarme en esta nueva vida con las responsabilidades que conlleva y con el apoyo y el cariño de...", comenzó a pronunciar Letizia y justo Felipe le cortó para hablar él. Aunque ella decidió saltarse el protocolo y le dijo "déjame terminar...Con el cariño de los reyes y con el ejemplo impagable de la reina"

Ese momento fue destacado por toda la prensa y resultó ser toda una declaración de intenciones: Letizia seguiría el ejemplo de doña Sofía. Esta última nunca ha levantado la voz, siempre en un segundo plano, la reina emérita es coconida por todos como una mujer inteligente, cercana y primero madre antes que reina. Cosa que hemos podido ver cuando ha decidido estar a lado de su hija Elena a pesar de que los actuales reyes han querido distanciarse de la hermana del rey Felipe por el caso Nóos. 

El nacimiento de Leonor y Sofía marcó un antes y después

Los reyes eméritos casi no tienen relación con sus nietas Sofía y Leonor "Los reyes eméritos casi no tienen relación con sus nietas Sofía y Leonor"

La relación entre suegra y nuera era excelente, tanto de cara al público como en la intimidad, hasta el nacimiento de la princesa Leonor y después el de la infanta Sofía. Y es que la llegada de estas dio fuerzas a Letizia, que quiso que se educase a sus hijas como ella marcase, cosa normal, y por otro lado, decidió no permitir que se la viese como una mujer a disposición del rey como se supone que era la imagen que daba doña Sofía. Recordemos que siempre se ha hablado de las infidelidades de Juan Carlos I a doña Sofía y esta siempre se mantenía en un segundo plano. Por eso Letizia habría decidido que no quería que se le viese de la misma forma que a doña Sofía. 

Así que cuando Leonor y Sofía eran pequeñas las visitas de su abuela paterna eran habituales alguna que otra tarde a la semana -viven a un kilómetro de distancia dentro del Palacio de la Zarzuela-, pero con el tiempo y a medida que estas han ido creciendo, Letizia le mostró a doña Sofía que no podía ver a sus nietas tanto como quisiese porque estas tenían cosas que hacer. Por tanto las visitas fueron disminuyendo. Este hecho no gustó nada a doña Sofía y según varios medios nacionales, la madre de Felipe VI se quejaba en su círculo más cercano de la poca relación que le dejaban tener con sus nietas. 

Felipe se habría dado cuenta del malestar de su madre y siempre ha intentado que esta tuviese contacto con Leonor y Sofía. Por este motivo se encargaba personalmente de llevar a sus hijas al lugar en donde viven sus padres para que estos pasasen tiempo con ellas, ya que no sólo doña Sofía tiene poco trato con sus nietas, sino que Juan Carlos tampoco lo tiene. Sin embargo, quien sí mantendría contacto directo con las pequeñas es la madre de la riena Letizia, Paloma Rocasolano. La abuela materna de Leonor y Sofía pasa tiempo de ocio con ellas y también se encarga de estas cuando su hija tiene compromisos institucionales, aunque se sabe que quienes cuidan de las niñas son dos institutrices. 

El cambio de coronas

Los cuatro reyes juntos "Los cuatro reyes juntos"

En 2014 el rey Juan Carlos I delegó su privilegio a su hijo Felipe y como consecuencia la reina Sofía hacía lo mismo y dejaba su sitio a Letizia. Este momento también marcó un antes y un después en la relación de ambas mujeres, ya que Letizia dejó claro que sería ella quien tomaría el mando de lo que se haría en la Casa Real porque no quería estar en un segundo plano como sí lo había hecho doña Sofía. Además, el propio equipo de la Casa Real optó por apartar a los reyes eméritos de la agenda intitucional y que los nuevos monarcas protagonizasen todos los actos. Aunque esta política no duró mucho, ya que se dieron cuenta de que fue un error no haber convocado a Juan Carlos I en la celebración del 40 aniversario de la democracia en España. 

A partir de julio de 2017 tanto doña Sofía como don Juan Carlos pasaron a formar parte de los actos públicos a los que los miembros de la Casa Real tenían que acudir. Y esto parece ser que no gustó a Letizia, porque según la prensa nacional la relación entre la actual reina y los reyes eméritos fue en caída libre. Sin embargo, la relación entre doña Sofía y la reina Letizia de cara a la galería siempre ha sido cordial, ya que ambas saben que mostrar la realidad les traería mala imagen y es lo último que querrían. La Casa Real tiene que dar ejemplo, pero parece ser que se les ha olvidado. Por lo menos a una de las partes. 

Comentarios