Piden como prueba el pene de un hombre que asfixió a su pareja manteniendo sexo oral

Piden como prueba el pene de un hombre que asfixió a su pareja manteniendo sexo oral

Los abogados de Richard Henry pretenden que el acusado se pasee por toda la Corte con los pantalones bajados.

Noticias 16 Mayo 2017 13:24

"Si no hay arcada, no hay mam***". Sí, el dicho es ya parte de la cultura popular de este país, pero una cosa es una leve arcada y otra es que tu pareja te termine asfixiando a base de sexo oral.

Eso es precisamente lo que ha pasado en Estados Unidos, donde un hombre ha terminado matando a su pareja tras asfixiarla cuando ambos estaba especialmente motivados en la cama. El acusado, Richard Henry, ha afirmado que él es inocente porque su pene es extremadamente grande y no podía prever el terrible desenlace.

Sus abogados pretenden ahora que Henry pueda mostrar su falo ante todo el jurado ya que consideran que se trata de una prueba más que contundente (en todos los sentidos).

En concreto, el acusado tendría que enseñar su miembro viril ante el jurado, el juez, los abogados y un alguacil. Prácticamente tendría que recorrer todo el estrado en pelotas para demostrar su inocencia.

La idea es que todos los presentes puedan determinar que el pene mantiene unas proporciones tan desmesuradas que la asfixia de su mujer era imposible de evitar. Para todo ello, tanto Fiscalía, como abogado defensor y la jueza Lisa Porter estuvieron debatiendo un largo rato sobre la conveniencia de mostrar el pene flácido o erecto. La escena de ver a todo un jurado medir el pene asesino de un hombre es, cuanto menos, grotesca.

Richard Henry junto a su expareja, Francisca Marguinez "Richard Henry junto a su expareja, Francisca Marguinez"

Será la segunda vez, de hecho, que toda la audiencia pueda ver el tremendo miembro que tiene el acusado. Al parecer ya han circulado dos fotos por toda la corte en la que se puede ver la gran medida. Sí, el pene de Richard Henry es más famoso que el de Nacho Vidal.

Los abogados consideran que este gesto es muy importante, ya que "es esencial para que entiendan completamente" el testimonio de un médico especialista, Ronald Wright, que actuará como testigo en el caso.

Mientras se decide si finalmente enseña lo que esconde entre las piernas, los responsables están planteándose otra opción: hacer un molde de su pene para que no tenga que ir paseándose por todos lados con los pantalones bajados. Porque sí, quizás Richard Henry tenga un poco de vergüenza.

Mientras tanto, la Justicia tendrá que decidir si el acusado es culpable del asesinato en segundo grado de Francisca Marguinez, cuyo cuerpo fue hallado en estado de descomposición cuando Henry llamó a los Servicios de Emergencia. Este último dato es aún más macabro que toda esta historia.

Comentarios